Sí se puede propone priorizar el autoconsumo de energías renovables en el plan de transición energética de Canarias

Sí se puede propone que el Gobierno de Canarias fomente el autoconsumo de energías renovables en un plan de transición energética para el Archipiélago que debe basarse en una estrategia propia, independiente de las grandes compañías eléctricas. “Canarias no ha tenido una política energética propia. Durante tres décadas de gobierno de CC, hemos estado a merced del guion que marcaba Unelco, después, Endesa y, en los últimos años, la multinacional italiana Enel. Es urgente que el actual gobierno canario asuma la autoridad que le corresponde y defina su política sectorial sin seguir el dictado de nadie”, asegura Manuel Martín Rocha, portavoz de la organización ecosocialista y concejal de Medio Ambiente, Transición Ecológica en el gobierno del Ayuntamiento de Tegueste.

Sí se puede rechaza que se entreguen a multinacionales fondos públicos que deben dirigirse a sufragar iniciativas ciudadanas con el fin de facilitar una transición energética real y sostenible a través de un modelo de generación distribuida. “Al potenciar el autoconsumo doméstico a familias y empresas locales, quedarán descartados los ceros energéticos, tan conocidos por la ciudadanía de Tenerife, que se ha visto sometida a dos apagones totales en menos de un año porque las grandes empresas no cumplen”, destaca Martín.

“Es una barbaridad que se emplee dinero público en ayudas a fondo perdido concebidas solo para las grandes empresas privadas, más aún cuando la partida para estas ayudas supera los 20 millones de euros”, asegura el portavoz en referencia a las subvenciones que el Ministerio de Transición Ecológica promueve a través del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), según se establece en la Resolución de 24 de junio de 2020, por la que se convocan por primera vez ayudas a la inversión en instalaciones de producción de energía eléctrica de tecnología solar fotovoltaica en Canarias, cofinanciadas con Fondos Comunitarios FEDER.

“Esos 20 millones de euros deberían ponerse al servicio de viviendas y empresas locales –que, en Canarias, en su mayoría son pymes– sin que se fije una potencia mínima tan alta como condición para ser receptor de estas ayudas. Priorizar las instalaciones de más de 100 KW –como hace esta convocatoria– evidencia que se mantiene el modelo de generación concentrada ya existente en la producción a partir de combustibles fósiles y que las ayudas no van dirigidas precisamente a apoyar las economías domésticas, a pesar del contexto de grave crisis económica que atravesamos”, manifiesta Martín, quien explica que esta potencia es inalcanzable para instalaciones de autoconsumo, situadas por debajo de los 10 KW, entre 3 y 5 KW en su mayoría.

“El grave contexto de crisis es fundamental también a la hora de reorientar estas ayudas –asegura el portavoz–. Es más, el propio documento del Pacto para la Reactivación Social y Económica de Canarias dispone de forma específica que se debe mejorar la normativa para que las empresas canarias no sean penalizadas a la hora de optar a concursos o ayudas. Lo que no cabe admitir es esa práctica tan habitual como indeseable por la que se contrata en Canarias a grandes empresas foráneas o multinacionales para que estas se lleven la parte más gorda del pastel de los beneficios y acaben subcontratando a empresas locales canarias para que se hagan cargo del trabajo real en las peores condiciones”.

Sí se puede plantea al Gobierno de Canarias que priorice el autoconsumo en sus planes de transición energética y en el desarrollo de las ayudas de las administraciones públicas que persiguen este objetivo. “Queremos que el Gobierno de Canarias asuma el control público del sector eléctrico, para que el desarrollo de las acciones de transición energética diversifique la economía del Archipiélago, cree riqueza y genere empleo local”, apunta Martín.

La organización ecosocialista propone también la elaboración de un Plan Canario de Autoconsumo, en el que se incluyan opciones de almacenamiento y vehículos eléctricos vinculados a las edificaciones, como aspectos prioritarios de las transiciones energéticas insulares. “El autoconsumo doméstico es la clave para el cambio de modelo energético en las Islas; este factor debe ser el eje central de un modelo de gestión de la demanda protagonizado por la ciudadanía y las administraciones locales”, reclama.

La propuesta se basa en el que el valor estratégico de la energía “no pude continuar en manos privadas, bajo el control de una multinacional que está descapitalizando las economías insulares, mucho menos cuando las energías renovables deben constituir la base del sistema energético canario, porque son gratis y las tenemos a mano porque nuestra naturaleza nos las otorga”, señala el portavoz.

 

Deja una respuesta

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia como persona usuaria de nuestra página web y para obtener estadísticas anónimas sobre su uso. Si continúa navegando, se entiende que acepta el uso de estas cookies.

Configuracion de Privacidad

Cuando visitas cualquier web, normalmente almacena o recupera información en tu navegador, en forma de cookie. Controla tus cookies y más desde este panel.


Se usan para saber si ya aceptaste nuestras políticas, para reconocer el estado de tu sesión si la tuvieses y para servir más rápidos los contenidos.
  • PHPSESSID
  • gdpr[allowed_cookies]
  • gdpr[consent_types]
  • wordpress_test_cookie
  • wp-settings-1
  • wp-settings-time-1
  • wp-saving-post

Rechazar todos los servicios
Acepto todos los servicios